Al igual que viajar, uno de los grandes placeres de la vida es comer, y la cocina española destaca en este aspecto. Por ello, Playea hace un pequeño recorrido gastronómico por una parte de las costas españolas y te acerca los platos típicos más sabrosos que se pueden degustar cerca de la playa.

La cocina española que se degusta cerca del mar se caracteriza, por lo general, por el uso de pescados frescos y de productos de la huerta.

 

Islas Baleares

Las Islas Baleares destacan en la cocina española por la Caldereta de langosta, que tiene fama de ser la más sabrosa, especialmente la que se pesca entre Mallorca y Menorca.

Esta exquisita langosta es la reina del mar en las Baleares y uno de sus platos típicos. Pertenece a la especie de langosta europea, llamada científicamente Homarus Gammarus, y acude a las costas rocosas para alimentarse de pequeños animales, como chipirones, mejillones o erizos de mar. Puede alcanzar los 50cm. de longitud y su caparazón es rojizo o lila, con espinas para defenderse. Se pesca de forma artesanal, con cestos colocados como trampas en el fondo marino y su peso oscila entre 400 y 600 gramos. El crustáceo está protegido en Baleares y sólo se permite su captura del 1 de marzo al 31 de agosto. Durante este tiempo, la captura está prohibida para los ejemplares que todavía no alcanzan los 19cm.

La langosta es la base de la deliciosa caldereta, que puede degustarse en la mayoría de los restaurantes de cocina marinera que existen en la costa. Se trata de un caldo que se asemeja a la Bullabesa. Muchos restaurantes exhiben sus ejemplares en grandes peceras, y el cliente puede elegir la que más le guste para su plato. Para saber si las langostas son frescas hay que levantarlas cogiéndolas por las antenas delanteras y comprobar que muevan la cola con mucha energía; de lo contrario, no son recomendables.

La caldereta de langosta de cala Fornells

Cualquier punto de la costa de Baleares es aconsejable, aunque hay un lugar que destaca por encima del resto. Se trata de Fornells, al norte de Menorca. En este pequeño y encantador pueblo de pescadores se prepara la caldereta de langosta más afamada entre los ‘gourmets’; uno de ellos es el rey emérito Don Juan Carlos, quien ha llegado a decir que es su plato predilecto. De hecho, en sus visitas vacacionales a las Islas, más de una vez aprovecha para disfrutar de esta delicia en los pocos pero especiales restaurantes de la bahía, algunos con terraza sobre el mar y una fantástica vista.

Fornells es un lugar que merece la pena visitar. Desde Playea lo recomendamos. Además de su caldereta de langosta, los amantes de la naturaleza, del surf y los deportes de vela disfrutarán a sus anchas.

 

Costa Dorada (Cataluña)

El mar Mediterráneo, con sus olores y sabores, está muy presente en la gastronomía de la Costa Dorada y sus platos típicos. La combinación entre los productos del mar y del campo hacen que haya un amplio abanico de platos, acompañados de sus vinos con denominación de origen. Los paladares más exquisitos pueden degustar una ‘calçotada’ en marzo, un buen ‘Civet de Senlar’ en invierno, un ‘rossejat’ de fideos durante todo el año, un primer plato del mundialmente conocido ‘xató’ o incluso pueden endulzarse con el típico ‘Menjar Blanc’ de Reus. Todo bien variado, combinando verduras con carnes, pescados con frutas con una gran presencia de frutos secos y vino.

Como se acerca el mes de la ‘calçotada’, te dejamos un vídeo por si te animas:

Málaga (Andalucía)

En Andalucía hacemos parada en Málaga para saborear más cocina española. Los platos típicos de esta provincia son muy variados. El pescaíto frito, las migas, la porra y el ajoblanco son algunos de las delicias más tradicionales de esta gastronomía. Playea os trae la receta de la Fritura malagueña para ir abriendo boca.

Gastronomia-españa-fritura-malaga

Fritura de Málaga

Es un plato característico de la costa malagueña que comprende una amplia variedad de pescados de la zona, desde boquerones, a ser posible victorianos; salmonetitos; calamaritos; chopitos; y aceite, el cual ha de ser de oliva virgen extra al igual que la harina de la mejor.
La elaboración de la Fritura malagueña es sencilla. Una vez limpio el pescado, se sala y se pasa por la harina (por separado), friéndose en pequeñas cantidades y con aceite a temperatura fuerte, para que éste no quede cocido. Es importante escurrirlo bien de harina, para que ésta no se queme en el aceite. Para ello, conviene tamizar el pescado, después de enharinarlo, por un aparato adecuado. Se sirve todo el pescado sobre una amplia fuente, en montoncitos separados, con un trozo de limón por comensal y adornado con perejil frito en el centro.

 

Comunidad Valenciana

La gastronomía en la Comunidad Valenciana “es una devoción por el buen gusto, los sabores tradicionales y la innovación culinaria”, según reza la página web de Turimo. Exponente de la cocina mediterránea, la gastronomía de la Comunitat se caracteriza por la riqueza de unas recetas tan ricas como saludables, cuyo secreto reside en los productos naturales del mar y de la huerta, como la alcachofa de Benicarló, los nísperos de Callosa d’En Sarrià o las naranjas valencianas.

gastronomia-espanola-paella

Paella típica de la Comunidad Valenciana

Por supuesto, la paella y los arroces son sus estandartes en la cocina española, pero la cocina de la Comunidad Valenciana posee tantos y variados platos como pueblos recorren su geografía, desde el punto más meridional de Costa Blanca hasta Castellón, pasando por Benidorm o Valencia Terra i Mar. Cuenta con exquisitos guisos y ollas populares del interior y la cocina marinera del litoral. Además, todos estos platos se pueden acompañar de exquisitos vinos blancos, tintos y dulces de la tierra con Denominación de Origen Alicante, Utiel–Requena y Valencia.

 

Canarias

Se denomina papas arrugadas o arrugás a un modo de cocinar las papas, característico de las Islas Canarias. Se usa principalmente un tipo de papa en concreto, la papa bonita, aunque pueden utilizarse otros tipos existentes en las Islas Canarias.
El método de cocción consiste en hervirlas sin pelar y añadiendo mucha sal, mejor sal marina, de modo que cuando estén a punto, y una vez eliminada el agua sobrante, quede una costra salina sobre la cáscara. También pueden cocinarse con agua del mar tal y como se hacía antiguamente. Si bien suelen utilizarse para acompañar carnes o pescados, en algunas ocasiones pueden comerse solas, o servirse como una tapa.

Gastronomia-maritima-papas-arrugas

Papas arrugás con mojo

Playea te aconseja hacer así este plato típico de Papas arrugás con Mojo. Necesitarás un kilo de papas pequeñas, dos puños de sal, un trozo de limón y agua. La elaboración de este rico plato embajador de la cocina española es sencillo. Lava muy bien las papas, sin quitar la piel y eliminando toda la tierra. Coloca las papas en un caldero junto con la sal y un trozo de limón y cubre las papas con agua sin sobrepasar su nivel. Una vez guisadas, se les quita el agua y se colocan nuevamente al fuego sacudiéndolas bien hasta que se sequen (unos dos minutos aproximadamente). Se retiran del fuego y se dejan unos minutos tapadas con un paño. Por último, se sirven en una bandeja y se le añade por encima el mojo.

Ahora, las manos en la masa …y bon appetit

+ Si quieres más, conoce la moda gastronómica de las algas comestibles.